.

GOTICO

↑ Grab this Headline Animator

..

mitos-mexicanos juegos gratis Creative Commons License Esta obra es publicada bajo una licencia Creative Commons.

.

.

-

,

lunes, febrero 19, 2007

FRASES CELEBRES

Citas Universales


La vida es un negocio en el que no se obtiene una ganancia que no vaya acompañada de una pérdida.
Arturo Graf (1848-1913), escritor italiano.
 
Los mundos nuevos deben ser vividos antes de ser explicados.
Alejo Carpentier (1904-1980), escritor cubano.
 
Cuando hayamos descubierto las leyes que rigen la vida, nos daremos cuenta de que el hombre de
acción se ilusiona más que el soñador.
Oscar Wilde (1854-1900), escritor irlandés.
 
Morir es tan sencillo y tan aceptable como nacer.
Anatole France (1844-1924), escritor francés.
 
La vida es un espectro que se mueve en un mundo de espectros.
Thomas Carlyle (1795-1881), filósofo e historiador inglés.
 
Amar es verse como otro ser nos ve.
María Zambrano (1904-1991), Escritora  española.
 
El porvenir está en manos de los maestros de escuela.
Victor Hugo (1802-1885), escritor francés.
 
La vida es un naufragio en el que, a última hora, sólo se salva el barco.
Noel Clarasó (1905-1985), escritor español.
 
Todos los asuntos tienen dos asas: por una son manejables, por la otra no.
Epicteto de Frigia (h. 50-h.120), filósofo latino.
 
¿Qué es la vida humana en este mundo inconstante? Nada más que un instante.
Adam Mickiewicz (1798-1855), escritor polaco.
 
No se puede tener otra tarea en cuanto a la vida que la de conservarla hasta morir.
Johann August Strindberg (1849-1912), escritor sueco.
 
Tengo en la boca el gusto de la muerte, que no se puede definir.
Anatole France (1844-1924), escritor francés.
 
Amar es una oportunidad, un motivo sublime que se ofrece a cada individuo para madurar y llegar a ser algo en sí mismo, para volverse mundo.
Rainer María Rilke (1875-1926), poeta checo.
 
La vida es un pánico en un teatro en llamas.
Jean Paul Sartre (1905-1980), escritor y filósofo francés.
 
El amor sin admiración sólo es amistad.
Aurore Dupin, George Sand (1804-1876), escritora francesa.
 
No olvides que el primer beso se da con los ojos.
O. K. Bernhardt (1800-1875), escritor alemán.

La tierra es benigna, mansa, indulgente y asidua servidora en todas nuestras necesidades. [...] ¡Con qué honradez nos devuelve multiplicado el caudal que le confiamos! ¡Cuántas cosas produce para nuestro bien!
Plinio el Joven (62-114), político y escritor latino.
 
Cuanto más pequeño es el corazón, más odio alberga.
Victor Hugo (1802-1885), escritor francés.
 
El amor sólo es bueno cuando se toma como acicate para mayores empresas. Se quiere a una mujer y se dice: «Lucharé por ella, revolveré el mundo, la conseguiré». Y si esto último no llega, ¿qué importa? Lo esencial es lo otro: luchar, revolver el mundo.
Alejandro Casona (1903-1965), dramaturgo español.
 
Es curioso que la vida, cuanto más vacía es, más pesa.
León Dandú (1905-1985), escritor español.
 
La vida es fascinante: sólo hay que mirarla a través de las gafas correctas.
Alejandro Dumas (1803-1870), escritor francés.
 
No hay escritorzuelo, por malo y zafio que sea, que no crea ser y valer algo.
Wilheim Hauff (1802-1827), escritor alemán.
 
Los ríos más profundos corren con menos ruido.
Curcio (siglo I), historiador romano.
 
No te apures por tu desaparición, porque tú nunca has sido yo sepa. ¿Crees que será un gran cambio para ti morir de una vez?
Honoré de Balzac (1799-1850), escritor francés.
 
Bajo su caparazón de cobardía, el hombre aspira a la bondad y quiere ser amado. Si toma el camino del vicio, es que ha creído tomar un atajo que le conduciría al amor.
John Steinbeck (1902-1968), novelista estadounidense.
 
Es tan simple, el amor.
Jacques Prévert (1900-1977), poeta francés.
 
El jabón da la medida del bienestar y de la civilización de las naciones.
Justus von Liebig (1803-1873), químico alemán.
 
El espíritu busca, pero es el corazón el que encuentra.
Aurore Dupin, George Sand (1804-1876), escritora francesa.
 
La libertad sólo es concebible tratándose de la inteligencia.
Johann Gotlieb Fichte (1762-1814), filósofo alemán.
 
La amistad es un comienzo desinteresado entre iguales.
Oliver Goldsmith (1728-1774), escritor inglés.
 
El amor tiene dos leyes: la primera, amar a los otros; la segunda, eliminar de nosotros aquello que impide a los otros amarnos.
Alexis Carrel (1873-1944), médico y escritor francés.
 
Un médico no es otra cosa que el consuelo del alma.
Petronio (siglo I), escritor latino.
 
Sólo con quien te ama puedes mostrarte débil sin provocar una reacción de fuerza.
Theodor W. Adorno (1903-1969), filósofo alemán.
 
Admiramos a las personas por motivos, pero las amamos sin motivos.
Gilbert Keith Chesterton (1874-1936), escritor inglés.
 
La vida es un viaje, la idea es el itinerario.
Victor Hugo (1802-1885), escritor francés

El único cemento sólido para unir a los hombres es el amor. La sociedad debería encerrar o suprimir a aquéllos que siembran la discordia o el odio.
Alexis Carrel (1873-1944), médico y escritor francés.
 
El árbol de la libertad debe ser vigorizado de vez en cuando con la sangre de patriotas y tiranos: es un fertilizante natural.
Thomas Jefferson (1743-1826), político estadounidense.
 
La verdadera amistad es una planta de lento desarrollo y debe experimentar y resistir los embates de la adversidad antes de tener derecho a esa denominación.
Georges Washington (1732-1799), político estadounidense.
 
La vida se diferencia de una obra de teatro sólo en esto: no tiene argumento, todo es vago, incierto, inconexo; hasta que el telón cae sin resolver el misterio.
Edward George Bulwer Lytton (1803-1873), escritor inglés.
 
La libertad puede conducir a muchas transgresiones, pero incluso a los vicios se les presta una forma menos innoble.
Karl Wilhelm von Humboldt (1767-1835), filólogo y político alemán.
 
Los momentos más felices que mi corazón conoce son aquéllos en que derrama su afecto sobre unas cuantas personas estimadas.
Thomas Jefferson (1743-1836), político estadounidense.
 
El pan más sabroso y la comodidad más agradable son los que se ganan con el propio sudor.
César Cantú (1804-1895), historiador italiano.
 
Mientras bebemos y nos coronamos de rosas, y reclamamos perfumes y mujeres, la vejez se desliza sin ser notada.
Décimo Junio Juvenal (40-125), poeta satírico latino.

La vida de cada hombre es un cuento de hadas escrito por la mano del Señor.
Hans Christian Andersen (1805-1875), escritor danés.
 
Las mujeres más felices, como las naciones más felices, no tienen historia.
George Eliot (1819-1880), novelista inglesa.
 
El amor que razona es un niño que no vivirá: es demasiado inteligente.
A. Berthet (1818-1888), escritor francés.
 
Yo creo en las familias numerosas: toda mujer debería tener, al menos, tres maridos.
Zsa Zsa Gabor (1923-1995), actriz estadounidense.
 
El primer vaso corresponde a la sed; el segundo, a la alegría; el tercero, al placer; el cuarto, a la insensatez.
Lucio Apuleyo (123-180), escritor latino.
 
Un hombre no es solamente lo que está comprendido entre pies y cabeza.
Walt Whitman (1819-1892), poeta estadounidense.
 
El hogar es donde tienes los libros.
Richard Burton (1925-1984), actor estadounidense.
 
¡Dios mío, qué solos se quedan los muertos!
Gustavo Adolfo Bécquer (1836-1870), poeta español.
 
Un amigo ofendido es el más encarnizado enemigo.
Thomas Jefferson (1743-1836), político estadounidense.
 
Nada se hace por amor si no se hace por él todo lo posible.
Étienne Rey (1879-), escritor francés

Eres responsable por lo que has cautivado. Eres responsable de tu rosa.
Antoine de Saint-Exupéry (1900-1944), escritor francés.
 
Nacer no es sólo comenzar a morir.
Théophile Gautier (1811-1872), poeta y novelista francés.
 
La poesía es el vino de los demonios.
San Agustín (354-430), teólogo y Padre de la Iglesia.
 
Los países libres son aquéllos en los que son respetados los derechos del hombre y donde las leyes, por consiguiente, son justas.
Maximilian Robespierre (1758-1794), político francés.
 
Todos los hombres hemos sido creados iguales e independientes, derivándose de esta igual creación unos derechos inalienables entre los que están la vida, la libertad y la búsqueda de la felicidad.
Thomas Jefferson (1743-1826), político estadounidense.
 
Navegar es necesario, vivir no lo es.
Plutarco (h. 46-48- h. 120-125), historiador y moralista griego.
 
La mujer es una hechura del hombre. Dios creó la hembra y el hombre hizo de ella la mujer, que es una obra artificiosa, resultado de la civilización.
Gustave Flaubert (1821-1880), escritor francés.
 
El que quiere demasiado es más rico de lo que se cree.
Camille Goemans (1900-1960), escritor belga.
 
Es dulce oír cómo ladra el perro fiel que está de guardia y nos da la bienvenida al acercarnos a nuestro hogar; es dulce saber que hay un ojo que nos verá y brillará más a nuestra llegada.
George Gordon, Lord Byron (1788-1824), poeta inglés.

La vida consiste no en tener buenas cartas, sino en jugar bien las que uno tiene.
Josh Billings (1842-1914), humanista estadounidense.
 
De los cuadrúpedos, la mejor carne es la de la liebre.
Marco Ualerio Marcial (h. 40-h. 104), poeta satírico latino.
 
Da un poco de amor a un niño y ganarás un corazón.
John Ruskin (1819-1900), poeta inglés.
 
La mujer sólo el diablo sabe lo que es; yo no lo sé en absoluto.
Fiodor Mijailovich Dostoievski (1821-1881), escritor ruso.
 
Al tratar a la mayoría de la gente, no estará de más mezclar un poco de desdén: eso les hará apreciar más vuestra amistad.
Arthur Schopenhauer (1788-1860), filósofo alemán.
 
¿Es que se acaba de amar alguna vez? Hay gente que ha muerto ya y que yo siento que aman aún.
Honoré de Balzac (1799-1850), escritor francés.
 
Sólo es digno de libertad aquél que sabe conquistarla cada día.
Johann Wolfang von Goethe (1749-1832), escritor alemán.
 
La condición que la amistad perfecta exige consiste en poder pasarse sin ella.
Ralph Waldo Emerson (1803-1882), escritor y político estadounidense.
 
Después de su sangre, lo mejor que el hombre puede dar es una lágrima.
Alphonse de Lamartine (1790-1869), historiador, político y poeta francés.
 
El amor es como un rico. A medida que es más grande, va metiendo menos ruido.
Francisco Villaespesa (1877-1936), poeta y dramaturgo español.
 
Encontrarás en los bosques más que en los libros: los árboles y las piedras te enseñarán cosas que no podrás aprender en los libros de ningún maestro.
San Bernardo (1090-1153), monje francés.
 
No te aflijas si la vida no ha coronado todas tus esperanzas: piensa para consolarte que tampoco ha justificado tus temores.
Johann Ruckert (1788-1866), escritor alemán.
 
Los muertos gobiernan a los vivos.
Auguste Comte (1789-1857), pensador francés.
 
El que siembra un campo, cultiva una flor o planta un árbol, es superior a los demás.
John Greenleaf Whitter (1807-1892), escritor inglés.
 
Libertad moral es la única libertad verdaderamente importante.
Joseph Joubert (1754-1824), moralista francés.
 
Un amigo es una persona con la que yo puedo ser sincero: ante él puedo pensar en voz alta.
Ralph Waldo Emerson (1803-1882), escritor y político estadounidense.
 
Todo en amor es triste, mas, triste y todo, es lo mejor que existe.
Ramón de Campoamor (1817-1901), poeta español.
 
Yo apunto siempre al corazón. Es legal y es seguro.
Eugène Sué (1804-1857), escritor francés.
 
La vida es un misterio y no un delirio.
Alphonse de Lamartine (1790-1869), historiador y  político  francés.

Se entiende a las mujeres como se entiende el lenguaje de los pájaros, o por intuición o de ninguna manera.
Henri Fréderic Amiel (1821-1881), escritor suizo.
 
Aquéllos que niegan la libertad a otros no la merecen para sí, y bajo un Dios justo no pueden conservarla mucho tiempo.
Abraham Lincoln (1809-1865), político estadounidense.
 
Las mujeres tienen el sentimiento de la moda, pero no el sentimiento de lo bello.
Théophile Gautier (1811-1872), poeta y novelista francés.
 
El amor es como la fortuna: no le gusta que le vayan detrás.
Théophile Gautier (1811-1872), poeta y novelista francés.
 
En toda mujer de letras hay un hombre fracasado.
Charles Baudelaire (1821-1867), poeta francés.
 
El recuerdo de una amistad de colegio tiene cierta fuerza mágica: ablanda el corazón y hasta conmueve el sistema nervioso de los que no tienen corazón.
Benjamin Disraeli (1804-1881), político y escritor inglés.
 
¿De qué sirve la libertad política para los que no tienen pan? Sólo tiene valor para los teorizantes y los políticos ambiciosos.
Jean Paul Marat (1744-1793), revolucionario francés.
 
Cuando nos vimos por primera vez no hicimos sino recordarnos. Aunque te parezca absurdo, yo he llorado cuando tuve conciencia de mi amor hacia ti, por no haberte querido toda la vida.
Antonio Machado (1875-1939), escritor español.
 
En el viaje a través de la vida no existen los caminos llanos: todo son subidas o bajadas.      
Arturo Graf (1848-1913), escritor italiano.
 
Dicen que la mujer es débil. ¡Falso! La mujer es tan fuerte como el hombre, si no más fuerte que él.
Sören Aabye Kierkegaard (1813-1855), filósofo danés.
 
La Humanidad está compuesta por muchos más muertos que vivos.
Auguste Comte (1789-1857), pensador francés.
 
En el verdadero amor no manda nadie; obedecen los dos.
Alejandro Casona (1903-1965), dramaturgo español.
 
El amor consiste en dos soledades que se protegen, limitan y procuran hacerse mutuamente felices.
Rainer María Rilke (1875-1926), poeta checo.
 
Los periódicos son los ferrocarriles de la mentira.
Jules d'Aurevilly (1808-1889), escritor francés.
 
El corazón es centro, porque es lo único de nuestro ser que da sonido.
María Zambrano (1904-1991), filósofa española.
 
Cansado de vivir con miedo a la muerte, mi alma está dispuesta a todos los naufragios, como un esquife, juguete de la mar.
Paul Uerlaine (1844-1896), poeta francés.
 
Las palabras de un hombre muerto se modifican en las entrañas de los vivientes.
Wystan Hugh Auden (1907-1973), poeta inglés.
 
El amor es como el fuego, si no es alimentado se apaga.
Mijail Yurevich Lemontov (1814-1841), poeta ruso.
 
Lo más que yo puedo hacer por mi amigo es, simplemente, ser su amigo.
Henry David Thoreau (1817-1862), escritor estadounidense.

Los amigos son por regla general del mismo sexo, pues cuando los hombres y las mujeres coinciden lo hacen solamente en lo que se refiere a las conclusiones: los motivos son diferentes.
George Santayana (1863-1952), filósofo estadounidense.
 
La muerte aceptada con resignación no es ningún honor.
Elías Canetti (1905-1994), escritor búlgaro.
 
A una vida de ensueño la muerte no puede dañarla.
Manuel Altolaguirre (1905-1959), poeta español.
 
¡Libertad, libertad! ¡Cuántos crímenes se cometen en tu nombre!
Madame de Roland (1754-1793), revolucionaria francesa.
 
Te amé, no te amo ya: piénsalo al menos; nunca, si fuese error, la verdad mire. Que tantos años de amargura llenos trague el olvido; el corazón respire.
Gertrudis Gómez de Avellaneda (1814-1873), escritora hispanocubana.
 
¡Ay del hombre que quiere actuar sinceramente en el amor!
Aurore Dupin, George Sand (1804-1876), escritora francesa.
 
Todos encontrarían su propia vida mucho más interesante si dejaran de compararla con la de los demás.
Henry Fonda (1905-1982), actor estadounidense.
 
La vida humana comienza al otro lado de la desesperación.
Jean Paul Santre (1905-1980), escritor y filósofo francés.
 
La vida resulta deliciosa, horrible, encantadora, espantosa, dulce, amarga; y para nosotros lo es todo.
Anatole France (1844-1924), escritor francés.

Seguidores

UNOS SITIOS PARA PERDERSE UN RATO

¿QUIERES SALIR AQUI? , ENLAZATE

RIMAS , FRASES , CITAS LITERARIAS

Loading...